Desde hace  décadas Villatuerta es destino de centenares de trabajadores procedentes de la comarca y otras zonas del resto de la comunidad Foral. Acuden a las empresas instaladas en un polígono que ha experimentado dos grandes fases durante todo este tiempo.

  • 1967; fue el año en el que comenzaron a asentarse las actividades industriales. Inicialmente su gestión fue mancomunada entre: Estella-Lizarra, Ayegui y Villatuerta. Polígono de Estella, fúe el nombre que recibió haciendo referencia a la población de mayor y cabecera de Comarca. Tras completarse se plantea la ampliación de un “nuevo” Polígono. Momento en el cual la gestión pasa a llevarla definitiva y únicamente por el Ayuntamiento de Villatuerta.
  • 1993, A los pies de la Ermita San Miguel una de las más antiguas de Navarra, s.XI. La cual nos da los primeros conatos de la escultura monumental prerrománica y situada en el propio camino de peregrinación a Compostela. Los relieves de Villatuerta antes de su traslación al Museo de Navarra se hallaban distribuidos en su iglesia de origen formando una zona irregular muy por debajo de la cornisa que corona el alero en los muros septentrional y meridional.

Ermita que da nombre al ya urbanizado el nuevo polígono con 280 mil/m²,  que amplia y suple la escasez de suelo del llamado “polígono Viejo”.  El polígono de San Miguel fue promovido por SEPES, Sociedad Estatal, que a partir de la cesión de los terrenos por parte del Ayuntamiento de Villatuerta, lo llevo a cabo. Cofinanciado por FEDER, Fondo Europeo de Desarrollo Regional.

2007; prácticamente se colmata la ocupación. Quedando edificabilidad por construir y parcelas sin edificar a la espera de que se desarrollen proyectos empresariales, nuevos o ampliaciones.

2016; Se aprueba la Estrategia y Modelo de Ordenación del Territorio  –EMOT

En cuanto a las áreas de carácter industrial o actividades económicas, se reconoce que la actividad industrial es el motor económico del municipio. Ante la ocupación de la práctica totalidad de los solares industriales urbanizados en el Polígono de San Miguel, se prevé mantener el suelo urbanizable reclasificado del Sector S-1 y el enclave industrial existente situado junto a la carretera NA-132 Estella-Tafalla. Además, se propone completar los bordes del polígono industrial actual: por el norte, configurando un límite definido hacia la ermita San Miguel.

En cuanto al “AR-2” Polígono de Legardeta, dado el valor estratégico con que cuenta este enclave, se reserva suelo para actividades económicas de carácter supramunicipal. La zona situada al oeste se reserva como áreas de oportunidad. Resulta razonable no asignar a este espacio un uso determinado concreto, dejando abierta la posibilidad en función de las demandas y estrategias territoriales que pueden variar en el tiempo.

A día de hoy y tras 50 años de desarrollo urbanístico industrial, el Ayuntamiento de Villatuerta, trabaja en la ampliación del polígono, dada la ubicación estratégica, buenas comunicaciones entre Pamplona y Logroño. Infraestructura de comunicación con A-12, estación de tren y al aeropuerto de Noain, hacen que sea decisivo y las empresas quieran asentarse en la zona.

La contribución de este área de actividad económica en la comarca es de vital interés, impulsa el crecimiento económico y contribuye a los objetivos de Europa 2020 para un crecimiento inteligente sostenible e integrado.